viernes, 27 de marzo de 2009

La double vie de



*
Alguien se levantó impulsado por la rabia, por el abatimiento,
quién sabe por qué.

Cayeron litros de voz.
El estómago disminuyó tanto de tamaño, tan rápido:
casi no pudo tomar aliento cuando ya expiraba su última carcajada.
Los golpes contra la pared, los balbuceos. Y finalmente las lágrimas.
Todo fluía impasible, excepto aquel grito agudo, astillando las paredes.

Pero, ¿quién es su dios?
¿Dónde vuestro aliento?

*

6 comentarios:

Nuria dijo...

andaba yo publicando una entrada en mi R. cuando vi tu Moonshier iluminarse. Ese video aún pervive en mí. Música maravillosa al son de un títere lleno de vida, lleno de muerte. Bonita casualidad
Hermosas letras, que no nos desentonan nunca+
Abrazos

emigrante dijo...

el aliento es la imagen que el diafragma acompasa. dónde o para qué.

un, dos, un, dos.

Álvaro dijo...

Dios...es precioso...precioso...

un abrazo, Señorita Girasol.

Domadora de Elefantes dijo...

Adoro esta banda sonora y esta película. La secuencia de la marioneta es mi favorita sin duda.

dediego dijo...

¿Qué?

Flx dijo...

Probablemente su dios era una carcajada aún más fuerte, de esas que te devuelven el aliento.